Home»Diccionario de mitos clásicos

Diccionario de mitos clásicos

-

Diccionarios de mitos hay muchos, no podemos negar que a lo largo de la historia se han publicado innumerables ediciones: de bolsillo, de pasta dura, en tomos, en cualquier idioma que se pueda imaginar y la que presentamos aquí, evidentemente, no es la primera ni será la última. Sin embargo, esta edición de El Naranjo, a cargo de María García Esperón y Aurelio González Ovies, con ilustraciones de Amanda Mijangos, nos propone un recorrido narrativo y visual de la “A” de Aracne a la “Z” de Zeus en clave contemporánea.

prometeo2Los mitos, de todas las culturas, resultan fascinantes porque son un cuento que podemos disfrutar, además en ellos descubrimos el origen de lo que para nosotros siempre ha existido: la tierra, el cielo, las arañas o el eco, por ejemplo. A través de estos relatos se tiene acceso a la cosmovisión de las culturas que nos han heredado, entre otras cosas, su vocabulario.

Es posible que los mitos grecorromanos sean los más conocidos a nivel mundial y tal vez por eso es que se han adaptado a diferentes formatos y épocas: han pasado de la tradición oral a la escritura, a la pintura y al teatro y por supuesto que han gozado de adaptaciones para el cine y la televisión. Por lo tanto, un diccionario de mitos ilustrado es, cuando menos, una propuesta que parecería natural y tiene una gran relevancia que Ediciones El Naranjo lo haya hecho al tiempo en que difunde el trabajo de Amanda Mijangos, ilustradora mexicana, que si bien cuenta con una no tan breve trayectoria es una de las nuevas caras que México le da al mundo de la ilustración, con una visión particular de cómo estirar los límites del texto y los propios que el formato de diccionario implica para plantear un ideal a través de las imágenes.

De igual forma que sólo se aprende a escribir escribiendo, dibujar no se aprende de otra forma, y así el talento (que no es otra cosa más que tenacidad) aparece cuando la mano y el cerebro se conectan para crear justo lo que el ilustrador desea. Cualquier persona que conozca a Amanda, o al menos haya curioseado entre sus redes sociales, sabrá que durante más de tres años ha realizado un dibujo diario en sus libretas. Ahí está su materia prima, sus intereses, sus colores y su forma de imaginar las ilustraciones del Diccionario de mitos clásicos, donde se despliega un dibujo tan suelto que parece improvisado, en el que entran en juego la desproporción de los personajes, el juego entre la solidez de la figura contra el fondo bien delimitado -que incluso en ciertas ocasiones los entremezcla para ofrecer una percepción distinta-, la forma de los astros y las texturas vibrantes logradas a partir de una técnica tradicional con un terminado digital casi imperceptible.

En este libro se reflejan los resultados del dibujo diario, parece que los personajes le salieron a la primera, lo que probablemente no fue así, pero que logran esa sensación gracias a que Amanda confía en su trazo por y en la práctica que la ha llevado al dominio de su mano.

A sus griegos y romanos se les transparenta la mexicanidad que, consciente o inconscientemente, la recién ganadora del 8º Catálogo Iberoamérica Ilustra imprime en sus creaciones; en ellas se vislumbra a Rufino Tamayo y Ricardo Martínez, a lo que se le suman las divertidas posiciones corporales que ha elegido para los protagonistas de los mitos que cargan con cierto aire dancístico o teatral.

Varios expertos en ilustración han dicho que un buen ilustrador antes que nada es un excelente lector, ya que en ello está implicada la capacidad de ubicar lo que el texto no dice para entonces ilustrar dichos valles y enriquecer el libro. El ilustrador es un autor que cuenta su propia versión de la historia y es ahí donde se asoma su postura ante el tema que trate, en este caso, los dioses.

Ilustrar un diccionario podría limitarse a representar una situación en particular, o simplemente presentar a los personajes, sin embargo, Amanda comienza a narrar desde la portada: dos mujeres que tejen las constelaciones, urden el destino. En las páginas preliminares del libro descubrimos unos hombres que jalan el hilo directamente de una estrella, que más adelante se enreda en los dedos de alguien que se encarga de manejar un Pegaso como si fuera un pequeño muñeco con el cual se entretiene a un niño. Después inicia el desfile alfabético de los seres mitológicos para cerrar con Zeus, el dios más poderoso e importante de la tradición griega, el cual es retratado de la misma forma que el caballo alado, como un simple títere cuyos movimientos responden a los deseos y decisiones de alguien más grande: el hombre.

Diccionario de mitos clásicos no es el único libro publicado sobre los dioses de Grecia y Roma, pero probablemente es uno de los mejores que hay en el mercado, cada línea e ilustración está impregnada de carácter y alegría. Ediciones El Naranjo ha logrado una publicación con un alto valor estético y una producción con unas ventanas en la portada que anuncian lo que encontraremos en el interior, en esta edición no se quedan atrás los textos que relatan las creencias de estas civilizaciones y nos invitan a adentrarnos en la mitología que aunque de forma indirecta, nos ha rodeado más de lo que nos damos cuenta.

Este libro nos vuelve a presentar motivos, historias e imágenes que hemos escuchado y conocido durante mucho tiempo, pero las ilustraciones de la presente edición plantean un profundo cuestionamiento para quien quiera descubrirlo: ¿los dioses crearon al hombre o el hombre a los dioses?

Redacción del texto: Luisa F. Arellano

Análisis del libro: Luisa F. Arellano y Gerardo Suzán

Sobre la ilustradora

amandamijangos

Foto: Vértigo Galería

Amanda Mijangos (Ciudad de México, 1986): egresada de la Facultad de Arquitectura de la UNAM, estudió ilustración en Buenos Aires, Argentina, y en el Diplomado en Ilustración de la Academia de San Carlos de la UNAM. Cuenta con varios reconocimientos entre los que destacan: haber ganado el 8° Catálogo iberoamericano de ilustración 2017, en 2016 el Premio a la Ilustración Latinoamericana en el XI Encuentro Latinoamericano de Diseño en Buenos Aires y en 2015 el premio a la Ilustración Contemporánea de la feria de ilustración Gran Salón México. El crítico e historiador de libros infantiles Leonard S. Marcus se refirió a ella como creadora de obras maestras.

 

 

linea