Home»Juan Casamayor

Juan Casamayor

Foto: EL PAÍS/ Samuel Sánchez

Lugar de nacimiento: Madrid, España, 1968

linea2-3

Ocupación: Editor, filólogo, profesor en la Universidad Autónoma de Madrid

linea2-3

Conocido por: fundar junto a Encarnación Molina la editorial Páginas de Espuma, casa dedicada casi exclusivamente al cuento y al relato corto en lengua española.

linea2-3

Dato de contacto: Perfil de Facebook de Juan Casamayor y perfil en el sitio web de Páginas de Espuma

linea2-3

“Vivimos del cuento”, ha dicho en varias entrevistas Juan Casamayor, editor de Páginas de Espuma. La frase cobra sentido en un contexto en el que  el cuento, según el lugar común del mundo editorial, sufre de pocas ventas y poca publicidad en comparación con la novela y sus múltiples premios, campañas de marketing y su popularidad (no importa que, irónicamente, los propios novelistas digan con frecuencia, que la novela está muerta).

Y sin embargo, desde 1999 hay una editorial que ha logrado publicar más de 250 libros de cuentos: Páginas de Espuma, la que quizá sea la casa más importante en lo que respecta al relato breve y sus diversas transformaciones.

Juan Casamayor es el artífice de estas colecciones que incluyen los cuentos completos de Edgar Allan Poe (su edición del bicentenario del cuentista de Baltimore es una de las más populares), los cuentos de La comedia humana de Balzac; los de Marcel Schwob, Robert Louis Stevenson, y un proyecto titánico como lo es el de editar los cuentos completos de Antón Chéjov.

Pero el catálogo no sólo respira gracias a los clásicos sino a toda una red de vasos comunicantes que se extiende hasta autores contemporáneos en lengua española como Guillermo Arriaga, Eloy Tizón, Guadalupe Nettel, Fernando Iwasaki, José María Merino, Andrés Neuman, Antonio Ortuño, Ignacio Padilla, Ana María Shua, Jorge Volpi, Ángel Zapata, Alberto Chimal o Samanta Schweblin.

Juan Casamayor y su editorial han demostrado que si un libro de cuentos vende por lo general menos que una novela, siempre habrá alguien dispuesto a leerlos pero también a escribirlos. La densidad y la concisión de un cuento, pues, son características de las que pocas veces puede presumir cualquier otro género literario.

Olmo Balam